Monthly Archives: Enero 2010

Perro fuera del menú del chino

Ya sé que no tiene que ver mucho con lo que suelo escribir. Pero algo de experimentación sí que lleva la consumición de extra de glutamato oriental. Con lo tranquilos que estamos en occidente con la comida china. Parece que en los restaurantes “auténticos” hay cierta polémica con el menú del día: los perros y gatos ya no estarán en breve. Las personas que comen estos animales se enfrentarán a multas de hasta 5.000 yuanes (730 dólares) y hasta 15 días en la cárcel si se aprueba una ley que ha estado en la fase de redacción en el último año. Hay “organizaciones” que participan en esta práctica culinaria y serían blanco de multas de 10.000 a 500.000 yuanes. La ley se supone que será aprobada, pero en China puede llevar años que se aplique. La crueldad con los animales y la cría de la carne de perro y de gato llevada a las mesas sigue estando muy extendida en China, a pesar de la conciencia creciente sobre el bienestar animal.
La carne de gato es más popular en algunas partes del sur de China, y hay informes periódicos de los amantes de los animales para intentar bloquear los camiones que transportan cientos o incluso miles de gatos a los mercados de carne.
Con estas noticias, ¿quién no se ha preguntado alguna vez qué es eso que dicen llamar pollo y está enrollado en un hueso? jejeje.

Entrenando para la maratón

Seguro que has oído de todo. Desde gente que va al maratón sin hacer ningún rodaje de más de una hora hasta corredores de “nivel cuatro horas” que hacen rodajes de 30 km. Es más frecuente que el problema resida en hacer muchos kilómetros que en haber hecho demasiado pocos.
He elaborado esta tabla para que os ayude a saber cuántos kilómetros deberías hacer por semana para llegar al maratón con garantías de lograr la marca que buscas… y corriendo el riesgo mínimo de lesión.
Estos kilometrajes semanales son medias en una planificación de varios meses. Es decir, son efectivos si se realizan durante varios meses y siempre y cuando haya una base mínima de preparación. Una planificación mínima adecuada puede durar entre cuatro y seis meses. No debes confundir estos plazos con las preparaciones específicas de 10 a 12 semanas que se realizan para preparar un maratón cuando previamente se estaba entrenando para distancias más cortas. En este segundo caso los kilómetros
suficientes se refieren a las semanas de trabajo específico para el maratón.
No es tan importante realizar demasiados kilómetros cada semana como haber entrenado de forma regular durante varios meses seguidos. Lo mejor es ser prudente y muy regular.
En el maratón, se empiezan a obtener resultados cuando se llevan varios años de entrenamientos consecutivos y sin parones demasiado largos.

Dieta mediterránea aliada contra el cáncer

Se ha podido demostrar que la dieta mediterránea ayuda a prevenir el cáncer de cólon. El estudio ha incluido 485.044 personas de entre 35 y 70 años procedentes de diez países europeos. Se hizo un seguimiento de los participantes durante cerca de nueve años y se recogieron datos sobre su dieta y estilos de vida.
Todos recibieron una puntuación del 0 al 18 según su adherencia a la dieta mediterránea: elevado consumo de fruta, verduras, cereales, legumbres, frutos secos, pescado y aceite de oliva, moderado consumo de alcohol y bajo consumo de lácteos y carne.
Después de nueve años de seguimiento, 449 personas desarrollaron cáncer gástrico. Según el estudio, los individuos con una mejor puntuación, es decir, con mayor adherencia a la dieta mediterránea, tenían un 33% menos de posibilidades de desarrollar este tipo de tumores que aquéllos con peor puntuación. El trabajo también concluye que cada punto de más, lo que implica unos cambios mínimos en la dieta, confiere un 5% más de protección.
Este proyecto en el que han participado un grupo de científicos del Instituto Catalán de Oncología (ICO) y del Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL), liderado por Genevieve Buckland y Carlos A. González, se publica en ‘American Journal of Clinical Nutrition’.
Me encanta saber que comer bien en España tiene sus frutos. Por cierto, me rugen las tripas. Voy a practicar un poco de profilaxis.

Los transtornos compulsivos en los perros y las causas genéticas

En un estudio realizado por el Servicio del Comportamiento y la Escuela Cummings de Medicina Veterinaria, el Programa de Medicina Genética de la Escuela Médica de la Universidad de Massachusetts y el Instituto Broad del Instituto de Tecnología de Massachusetts, se ha detectado la relación directa que confiere un locus determinado del cromosoma 7 con el riesgo a la susceptibilidad de padecer estos trastornos compulsivos.
Se ha comprobado que hay una gran incidencia de esta enfermedad en la cría de las razas Doberman y Bull Terrier. Una de las herramientas que se han utilizado es el genotipado mediante microarrays de la casa Affymetrix. La sobreexpresión del gen de la caderina-2 (CDH2) está relacionada con el flujo del calcio en la actividad sináptica y la adhesión neuronal. Este gen se expresa en el hipocampo, que es una región del cerebro sospechosa de estar involucrada en ese desorden compulsivo. Además, también esa relación de la adhesión neuronal con el gen CDH2 parece afectar a otros desordenes mentales como el autismo.
De esta forma se puede realizar un estudio genético y asesorar en un futuro de la posibilidad de padecer esta enfermedad.